Museo del Palacio de Bellas Artes | NUEVAS VISIONES





EXPOSICIONES TEMPORALES

SECCIÓN INFANTIL
PUBLICACIONES
AMIGOS MPBA

NUEVAS VISIONES

 

A partir del trabajo de recopilación para la creación de un catálogo general que concentre la producción del artista, fue descubierto un conjunto de obra inédita, parte de la cual se exhibe en este núcleo. Estas piezas muestran aspectos poco conocidos del trabajo de Ricardo Martínez, tal como el uso de técnicas que han pasado desapercibidas como el esgrafiado, o que no han tenido mayor difusión, como el dibujo en sanguina. Destaca también la representación de temas característicos y recurrentes en distintos momentos de su actividad, como las madres con sus hijos, los desnudos femeninos y masculinos, los paisajes con magueyes y los personajes vinculados con el ámbito popular. Al mismo tiempo, esta selección permite identificar etapas creativas o momentos en los que su manera de pintar se transformó hasta llegar al estilo que lo caracteriza, denotando las influencias que recibió, en sus trabajos tempranos, de artistas como Federico Cantú, Julio Castellanos y José Clemente Orozco.

 

En las obras de esta sección, los cambios o las constantes en el modo de pintar, el uso de ciertos temas, así como de técnicas específicas, saltan a la vista y trazan un recorrido plástico que permite explorar la producción del artista de una manera más amplia, enriqueciendo el conocimiento que se tiene sobre su trabajo hasta ahora.

Ricardo Martínez de Hoyos

Niño con balero

1956

Colección Sara Martínez González Casanova

Fundación Ricardo Martínez de Hoyos A.C

VER MÁS

Entre 1953 y 1957, Ricardo Martínez realizó cuadros de temática costumbrista, los cuales se exhiben elementos tradicionales de la cultura mexicana, como la música, los juguetes o la comida.

Niño con balero es un ejemplo representativo de esta etapa. En esta obra el artista exaltó el ámbito de lo popular a través de uno de sus elementos más apreciados: los juguetes. El niño que juega con el balero brinda un carácter lúdico a la pintura, lo que produce empatía con el espectador. El artista empleó colores brillantes asociados con la idea de mexicanidad, como el rosa y el verde.

Ricardo Martínez de Hoyos

Sin título, (perros con mariposas)

2006

Colección Diego Guzmán

Fundación Ricardo Martínez de Hoyos A.C

VER MÁS

Los perros fueron un tema recurrente en la producción de Ricardo Martínez, algunas veces los representó jugando o simplemente de manera pasiva. En otras obras, los perros aparecen junto a seres etéreos y espectrales como en La Llorona, o tienen actitudes amenazantes, como en una de las viñetas que realizó para Pedro Páramo de Juan Rulfo.

En esta obra, Ricardo Martínez realizó un singular tratamiento del tema, siendo la única representación en su producción, en la que retrata dos perros con mariposas. Ambos animales están trabajados en tonalidades opuestas pero de manera equilibrada y el azul del fondo genera luz.

Ricardo Martínez de Hoyos

Mujer con niño

2006

Colección Jorge Islas

Fundación Ricardo Martínez de Hoyos A.C

VER MÁS

Ricardo Martínez recurrió frecuentemente al contraste de colores primarios en sus trabajos de la década de los años cincuenta, en los cuales combinó equilibradamente colores fríos y cálidos intensos para delimitar los contornos de las figuras o para indicar las áreas de luz y sombra.

En Mujer con niño, el artista empleó nuevamente a esta práctica, además usó los recursos característicos de su última etapa creativa. Las figuras están dispuestas sobre un fondo neutro, mientras que las áreas de luz están trabajadas en rojo y las sombras se revelan en azul. De esta manera, un color frío como el azul convive de manera armónica con el rojo, creando una composición equilibrada. Los colores ya no se presentan de forma brillante y saturada como en sus obras tempranas, sino que están difuminados y el contraste es más suave, lo que contribuye a generar una atmósfera neblinosa, característica del estilo del artista.

[/vc_column]